El estaño fue uno de los primeros materiales en ser fundido y fue la base de la primera gran revolución tecnológica de nuestra historia cuando hace más de 5 mil años, los metalúrgicos de aquél entonces descubrieron la primera aleación del mundo (estaño y cobre).

La humanidad, así, comenzó a abandonar sus armas de piedra y herramientas. En el siglo XIX el estaño encontró una nueva encarnación: las latas. Éstas eran hechas de hierro o acero principalmente…hasta que descubrieron que el estaño era el material idóneo para proteger del óxido. Hoy día muchas latas han prescindido de este material, revistiendo con otros como el aluminio, pero el estaño ha tenido muchas otras encarnaciones; entre ellas, en la industria electrónica.

Aunque inicialmente la demanda del estaño se redujo en 2020 drásticamente debido a la pandemia del Covid – cierre de fundiciones en Asia y América Latina- muy pronto la demanda comenzó a crecer aceleradamente. El confinamiento de la población mundial, especialmente Europa, hizo que se redujera la compra de los productos que conforman los pilares principales del estaño: productos electrónicos, automóviles y viviendas; sin embargo, la modificación de nuestros hábitos laborales, es decir, trabajar desde casa, ha impulsado la compra especialmente de productos electrónicos con la finalidad de facilitar las conexiones. No solo esto, pasar más tiempo en el hogar trajo como consecuencia que los consumidores buscaran mejorar sus condiciones de vida y adquirieron más equipos que les facilitara la cotidianidad en el hogar: compra de equipos electrónicos y electrodomésticos.
En los últimos siete meses, el estaño ha ganado un 22%, con precios mensuales promedio que pasaron de 15.110 dólares por tonelada en mayo a más de 19 mil dólares en diciembre pasado, según datos del mercado de estaño de Kuala Lumpur.

El aumento de la demanda, explica la subida de los precios. China sigue siendo el mayor consumidor mundial de estaño. Se espera que el cierre de 2020 arroje sólo una disminución del 1% de su demanda; esto, gracias a su resurgimiento en el segundo semestre.

Anuncios

Una recuperación esperada

Malaysia Smelting Corp Bhd (MSC), el tercer mayor productor de estaño refinado del mundo, posición alcanzada al producir en 2019 la cantidad de 25.752 toneladas de estaño metálico. Los productos del Grupo se venden en el mercado de estaño de Kuala Lumpur y la bolsa de metales de Londres, así como en los mercados de usuarios finales en todo el mundo.

MSC ha señalado recientemente que se ha beneficiado del aumento que ha experimentado el estaño, el cual tendrá un impacto positivo en su segmento de extracción del material.

El negocio de minería y fundición del grupo reanudó sus operaciones normales a finales del tercer trimestre. “Nuestra división de fundición de estaño también se beneficiará con un mayor suministro de concentrados de estaño, ya que más minas de estaño en todo el mundo comenzarán a explotar debido a los altos precios del estaño”, señaló recientemente el CEO de MSC, Datuk Patrick Yong.
En el mercado de estaño de Kuala Lumpur, los precios promedio del estaño para el 3TFY20 aumentaron un 11% a US $ 17.549 la tonelada en comparación con los US $ 15.848 la tonelada en el 2QFY20. El aumento de los precios del estaño también ha tenido un impacto en Johore Tin Bhd (JTB), que obtiene el 25% de sus ingresos de la fabricación de estaño.

JTB se centra en la producción de latas que van desde productos de confitería hasta pintura y productos químicos. Además, también se ha expandido a la industria de alimentos y bebidas a través de la producción de leche condensada, leche evaporada y otros productos lácteos. El estaño es uno de los principales tipos de embalaje de Johore Tin.

En cuanto al fabricante y distribuidor de bebidas Fraser & Neave Holdings Bhd (F&N), que utiliza planchas de hojalata para su negocio de leche enlatada, habrá cierta presión de costes con el aumento de los precios del estaño, por lo que buscan alternativas.

“Nuestra política es cubrir algunas de nuestras necesidades de materia prima por delante y esto ayudará a mitigar parte del impacto. Además, hemos innovado e introducido la bolsa como formato de empaque para reducir nuestra dependencia de las latas, aunque este es un formato más pequeño en este momento”, señaló un portavoz de la compañía al medio The Edge.

Abrir chat